Red Velvet Cupcakes

Llevo tiempo prometiendo esta receta a amigas y familiares y por una cosa u otra, nunca encontraba el momento de redactarla como es debido para ponerla en el blog. Ha llegado el momento!

red velvet cupcakes 1

Si os digo la verdad, la razón era que cada vez que los hacía para alguna ocasión especial o algún pedido, se me olvidaba hacerles fotos. Esta vez no lo he dejado pasar, y aunque no he hecho fotos muy detalladas, aquí tenéis la receta que a mí me funciona. Y digo esto porque recetas hay cientos de ellas por internet, muchas iguales y muchas con ligeras variaciones. Esta que os pongo aquí es la mía, mi favorita, la que me encanta. Esta sacada del libro de mi querida pastelería londinense The Hummingbird Bakery, y aunque si queréis probar los mejores red velvet cupcakes tendréis que viajar a Londres, seguro que con esta receta os salen deliciosos. También quiero avisaros de que no desesperéis, es un tanto “especial”, con ingredientes un poquito raros, pero el resultado es delicioso. Y aunque os lo pongo abajo, os lo aviso ya desde aquí, no cambiéis el colorante rojo por otro color!!! Definitivamente será una catástrofe. Y si, lo digo por experiencia…

No me entretengo más, aquí va la receta y algunos consejos.

INGREDIENTES

60 gramos de mantequilla a temperatura ambiente

150 gramos de azúcar blanco

1 huevo

20 gramos de cacao en polvo

40 ml. de colorante rojo (si es liquido)

Media cucharadita de extracto de vainilla 120 ml de buttermilk

150 gramos de harina normal

Media cucharadita de bicarbonato sódico

Una cucharadita y media de vinagre blanco (de manzana)

PARA EL CREAM CHEESE FROSTING

 

300 gramos de icing sugar (azúcar glas comercial), tamizado

50 gramos de mantequilla a temperatura ambiente

125 gramos de crema de queso muy fría

PREPARACION

Precalentar el horno a 170º

Mezclar la mantequilla con el azúcar en la batidora con las varillas a velocidad media hasta conseguir una mezcla suave y esponjosa y la mantequilla haya blanqueado. Subir la velocidad al máximo y añadir el huevo. Mezclar hasta que todo esté perfectamente incorporado.

En un bol separado, mezclar el cacao en polvo, colorante rojo y extracto de vainilla, formando una masa densa y oscura. Añadir a la mezcla de mantequilla y seguir batiendo.

Bajar la velocidad de la batidora y lentamente verter la mitad del buttermilk. Batir bien hasta que esté perfectamente incorporado, y añadir la mitad de la harina. Repetir este proceso hasta añadir todos los ingredientes.

Batir unos minutos a máxima velocidad hasta conseguir una mezcla esponjosa.

Bajar la velocidad nuevamente, y añadir el bicarbonato y el vinagre previamente mezclados en un bol aparte.

Batir hasta que esté bien incorporado, subir la velocidad de la batidora al máximo de nuevo y batir un par de minutos más.

Verter la mezcla en las capsulas para cupcakes, rellenando dos terceras partes.

Hornear durante 20-25 minutos, o hasta que al tocarlos tengan la esponjosidad de una esponja.

Dejar enfriar completamente los cupcakes antes de decorarlos

carolina3

Preparación del Cream Cheese Frosting

 

Batir el azúcar glas o icing sugar junto con la mantequilla con las varillas a velocidad media, hasta que queda perfectamente integrado. Añadir la crema de queso muy fría de una sola vez y batir hasta que se incorpore.

Subir la velocidad de la batidora a velocidad media-alta y continuar batiendo hasta obtener un frosting ligero, blanco y esponjoso, al menos 5 minutos. Ojo con batir demasiado o demasiado rápido, ya que podría derretirse y quedar un frosting líquido e inservible.

Por último, decorar los cupcakes según os guste más, con espátula o manga pastelera, y decorar con migas de red velvet para darle mayor contraste.

Carolina2

 NOTAS

Buttermilk: es un ingrediente difícil de encontrar en supermercados españoles aunque muy usado en el resto de Europa. Se puede encontrar en ocasiones en sitios con el Lidl pero también se puede hacer en casa con resultados muy parecidos. Para ello hay que mezclar los 120ml que indica la receta, de leche de vaca entera!! Con dos cucharadas soperas de vinagre blanco de manzana, mezclar bien y dejar reposar tapado, al menos 10 minutos. También se puede tener preparado en la nevera de días anteriores. El resultado es una leche agria con aspecto de cortado, tipo yogur.

Icing sugar: es un azúcar glass más fino que venden en tiendas de repostería. En caso de no tener, se puede usar azúcar glass normal, tamizándolo bien para evitar grumos y luego batiendo mucho el frosting. En ningún caso se podrá usar azúcar glass hecho en casa (por ejemplo con la thermomix) ya que el azúcar comercial lleva almidón de maíz, lo que sirve de espesante. Sin esto, el resultado puede ser catastrófico…

Colorante rojo: esto lo encontrareis exclusivamente en tiendas de repostería o por internet. Tiene que ser rojo rojo, porque si no el bizcocho tenderá a granate o incluso marrón oscuro. Venden en pasta y líquido, y uno especial para red velvet. Cualquiera vale pero las cantidades si es en pasta serían mucho menores. Lo veréis cuando estéis batiendo la mezcla, que deberá ser de un rojo brillante. Si ya se ve oscura en la batidora, en el horno los colores siempre oscurecen.

_Al añadir el huevo a la mezcla de mantequilla, parecerá que la mezcla se ha cortado y aparecen grumos. No pasa nada, hay que seguir batiendo un rato más hasta que se integre. Esto pasa porque la clara de huevo “encapsula” la mantequilla y por eso queda con mal aspecto.

_Definitivamente no se puede usar otro color para el red velvet. Cualquier otro colorante que uséis, al mezclar con el cacao, acabara teniendo un aspecto marrón verdoso bastante poco apetecible.

_El momento de hacer el cream cheese frosting es bastante tenso, ya que dependiendo del calor que haga ese día, puede ser una ruina, así que no os distraigáis! Nada de wasap ni hablar por teléfono, máxima concentración!

 

En esta ocasión celebrábamos el cumpleaños de Carolina con un curso de repostería donde aprendieron a hacer Red Velvet Cupcakes y los ya famosos Cake Pops de Oreo, que luego nos merendamos bien a gusto!

 

Gracias Susana, Cristina, Carolina y las pequeñas Elena y Ana por la tarde tan divertida que pasamos!!

Beatriz

0 Comentarios

Dejar una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

*